Un viajecito en bus urbano

 

foto por: el “Enano” (en un post de http://blog.tayuyo.com)

La foto anterior demuestra la precaria, eterna y al parecer interminable situación de todos – sin excepción – los usuarios del transporte público de este bendito país. Hago la aclaración que este post lo quise ilustrar con una foto mía, es decir tomada dentro de un bus, pero no se ahueven que mañana o pasado o cuando vuelva a irme en bus la tomo, chish la miesh…

En estos últimos días he viajado en bus, por muchas razones, mismas que precisamente cuando iba dentro, me hacían recordar por qué compré mi primer carro hace muchos años. Es difícil, pero es cierto. Así que haré una reseña rápida y precisa. Para ser mas exactos, les contaré cómo fue mi último viaje en bus antier (lunes 26).


LA SUBIDA

Me dirigí a la 10 avenida y 16 calle zona 1, esquina, para hacer el primer abordaje. Hice la señal respectiva de “pare” a la ruta 101 (ojalá fuera tan relajante como la canción de Herb Alpert, del mismo nombre); gracias a Dios y al semáforo que cambió a rojo, me subí no tan rápido Por la parte de atrás, ya que ahí me envió el “ayudante” (o brocha) con una verba que ni el mismo Juan Chapín (el ex-rey feo) hubiese utilizado. Me dio mi cambio de un billete de Q.5 y acto seguido, agarráte como podás compadre!

El calor inclemente mas el gentío hicieron que empezara mi paciencia a agotarse. Sin embargo, pocas cuadras despues tuve que bajarme para hacer trasbordo a otro bus. La ruta 65 fue a la que me subí, la cual también inspiro a este post. Lo más lindo (por no decir lo mas mierda) de esto es la manera en que uno sube desesperadamente el vehículo, es decir, como va atestado de gente, se debe analizar meticulosa pero rápidamente por cual de las dos puertas habrá que subir. Existe una técnica bien depurada por muchos, incluso yo mismo llegué a perfeccionarla pero ya jamás volví a usar el transporte público, sino hasta ahora.

La técnica de la que les hablo es, hacés la señal de “pare” con una mano, mientras que con la otra, tenés que tener listo el pasaje; Ojo, si no es sencillo, pisaste porque la recibida del vuelto te da cierto índice de desequilibrio y por ende, te vayas de hocico. Obviando un poco la parte anterior; el paso siguiente es ver en cuestion de 2 segundos (a lo sumo) de dónde agarrarte? aquí hay que hacer hincapié en varias cosas: si te vas a ir colgando, en qué puerta hacerlo; si te vas en la de adelante, es mas fácil que te oiga el chofer por si te vas a caer y que éste se digne en parar tan siquiera, en cambio en la puerta trasera, es más fácil que la retorcida mente de la mujer del presidente se fume alguna otra mierda, a que el chofer y/o ayudante velen por tus huesos.

YA SUBIDO

Una vez adentro – en teoría – del bus, habrá que ser minuciosos en varias cosas. Primero, echar un vistazo a ojo de buen cubero y concluír en quiénes pueden ser cacos; segundo, ver quién tiene cara de “no me bañe hoy” y alejarse lo más posible… OJO y esto es sumamente importante y serio, no esperen el momento del hornazo porque ya se los llevó puta. Tercero y último, alejarse de las pláticas ajenas; les aseguro por experiencia propia que hay “conversaciones” que es mejor no escuchar jaja. Ahhhh también incluír la mayoría de veces en esta parte, los soques que se da la mara inescrupulosamente, yo no digo que no, puta pero con todo y ruido labial y saliboso? nel hombre… :S

LA BAJADA

Una de las partes que mas hay que practicar, pero con mucho cuidado. Yo me volví experto en su momento, pero he perdido mis dotes jaja. Debes tocar el timbre con bastante antelación por dos razones: la mayoría de veces no sirve esa mierda y hay que acudir a somatar la costilla de la vieja, osea el techo, o recurrir a los ya clásicos chiflidos (aquí también si no podés, ya pisaste xD); la otra razón es simple, el chofer siempre va parar donde se le ronque el culo, así es, no hay nada mas que hacer.

Cuando finalmente para, tenés que recurrir a tus años de colegio y a tu basta experiencia de la física, sí donde viste masa por movimiento, el tiempo, velocidad y otras mierdas que te juro que no recordas jaja, pero bueno, la idea es que debes recurrir al cálculo… sí! calcular cuándo crees que el HDP va a parar o en todo caso “des-acelerar” y de ahí ver si bajas calmado, esperas al resto de la gente que lo hace o sencillamente aventás a todo el mundo y te tirás cual kamikaze con el bus en marcha.

Así es señoras, señoritas y señores, tomen sus precauciones para enfrentar cualquier situación en un bus urbano, porque al paso que vamos con la pseudo renovación del mismo, que el TRANSURBANO, que sacar la tarjeta en SIGA y demás trámites… puta deveras, este es el país de los malditos trámites! en todos los jodidos lados hay que hacer cola, hasta en los bancos, hasta en los restaurantes, hasta en Paiz hay que hacer una maldita cola… merde! estamos patas arriba como he pensado siempre y como ya me estoy desviando del tema, solo les deseo suerte si es que aún abordan buses y si no, pues háganlo – encomendandose a su deidad favorita, eso sí – y disfruten el viaje, de repente sale alguna historia… (ojalá no como esta vaina jajaja)

pilas!

Comments

  1. GeoAvila says:

    Me hiciste recordar vividamente lo que es andar en “burra” XD

  2. sirgt says:

    si es una odisea la viajada en bus, si no mira ese mismo lunes la pareja hasta atras, la mija ya se hartaba al chatio y el chatio hubo un rato que solo le falto decirle a la mara que estaba cerca “mucha no se voltean un ratito” jajajaja

    y de que perdiste la practica si, te pasaste dos cuadras de la bajada por no estar vivo ahi con el salto de paracaidista xD

  3. Maski says:

    no hombre vos… si viajar en camio es re-alegre!! Todo es parte de nuestra indiosincrasia. Vos hacele guevos, que aca vamos de mal en peor.

  4. j_aroche says:

    No seas chillón, si tan alegre que es viajar en bus 😆 Que bueno que las rutas por las que me muevo (#63), no están tan salvajes los chóferes (aún).

    Puntos extras si:
    * El bus lleva música a todo volumen.
    * Te quieren cobrar más de la tarifa, no es de noche y los “sillones” son casi solo los tubos de metal.
    * El brocha va sobre el motor y/o obstruyendo la entrada.

  5. si supieran lo que yo sé says:

    Jo! esa me imagino que no la has vivido, pero en una 101 que llega hasta nimajuyu zona 21 un día iba un spyder como los de la foto pero en la puerta de adelante…..en un semaforo lo vimos colgado, al siguiente…..jo! dejó los cesos desparramados en un anuncio de “se necesitan overlokistas para maquila” el choofer lo dejó estampado en el poste del alumbrado!….

  6. Regina says:

    Eso de andar en camioneta es toda una aventura, yo cuento los vendedores que se suben, ya hasta me se que van a decir y que venden, los que piden dinero en la parada del IGSS de la zona 9 y que matan a sus hijos todos los días o cuando la gente te empieza a contar sus problemas, no me queda mas que otra que aguantarme y seguir subiendo a la camio mientras no tenga otro medio de transporte u__u. Saludos!

  7. espyder says:

    @GeoAvila:

    Es deahuevo a veces, lo malo son los malditos cacos. Saludos!

    @sirgt:

    por no estar vivo ishe… no viste que tu tío no paraba la costilla de su madre pues, jajaja.

    @Maski:

    repito, es deahuevo, pero hay veces que se torna en un viaje culero, yo recuerdo que cuando circularon los primeros “gusanos” a veces me iba hasta el final de Las Américas con un walkman y alguna gaseosa o algo asi, era bien talega es trip.

    @j_aroche:

    lo unico malo de la #63 es la maratónica vuelta que resulta ser cada una de sus rutas, jaja. En el caso del “brocha” me acabas de recordar a las chatías que son como las traidas/agarres de los choferes que van ahí en el motor, jajaa son un cague de risa.

    @si supieran lo que yo sé:

    no entendi muy bien tu comentario, mas que talvez estabas chingando, jajaja ya no fumes esa onda rex. 😛

    @Regina:

    Cabal, hablando de los que se suben en el IGSS, hace unos años se subio un fulano que llevaba una sonda conectada a la panza… fue de lo mas desagradable que he visto :S saludos!

  8. Speedy says:

    Yo agradezco ya no viajar en bus, aunque claro, ir en carro con el maldito tráfico tampoco es de lo mejor.

    Lo detesté más el día que unos tipos me dijeron que me bajara, que no me iba a pasar nada porque el bus iba lento y “si” digo de imbecil… Menos mal que todavía no estaba construida la parada del Transmetro de Pacific Center porque sino me huboera hecho popoito

  9. […] algunos meses escribí un post sobre cómo fue un viajecito en bus urbano, de hecho, era una especie de relato desde que me subí al mismo y por supuesto, hasta que me […]